Señor ...Podría hablar con Paolita? hace tiempo que se fue y quisiera hablar con ella.

_Claro que si... pueden hablar.

Paolita? estas ahí?

_Si! aquí estoy mamita. Aunque tu no puedas verme yo a tu lado siempre estoy. Como nos prometimos siempre estaremos juntas, aunque en otra dimensión.

Amada princesita ... estas bien?

_Si mamita, no te preocupes, aquí todo es muy bello, con senderos hermosos llenos de luz y color.
Así te pienso mi pedacito de cielo, puedo verte con los ojos del alma, siempre llena de esa luz, plena de amor y alegría.
Has viste a tu abuelita y a todos los que se fueron?

_Si mamita vía todos, todos felices estamos, no sufras ya por nosotros, que estamos tranquilos y en paz.

Tu abuelita como está? ¿ya la pudiste abrazar?

_Ella me tiene en sus brazos, y con ella mi tía María Elena me estaban esperando cuando el Señor me llamo. Sabes mamita? tuvimos una gran fiesta en el cielo cuando regreso a casa mi primo Alejandro, ahora pasamos mucho tiempo juntos aunque allí no nos conocimos.
Que dices de tus sobrinas?

_Preciosas mami ... preciosas¡¡ Son niñas muy hermosas ... que alegrías les darán.

Lastima mi princesita que no las puedas gozar.

_Tranquila mamita... tranquila, que desde aquí las disfruto por igual, yo acompañaré su camino, soy su ángel guardián.
_Te extraño mi pedacito de cielo. Me parece oír tus pasos por la casa caminar, ... me hace falta tu presencia, tu alegría, me haces falta todo el tiempo cuando estoy ya en mi cama, siento tu beso en la noche y también cada día por la mañana al marcharte a tu colegio, igual te lo doy ahora, solo que es diferente, es cauteloso y fugaz, me da fuerzas y energía para seguir adelante. Aquí ya no es como antes, mi pequeña maravilla, ya se rompió la alegría y a esas ansias de tenerte las ahoga la soledad en las lagrimas silenciosas sin que las vean los demás. Mi pedacito de cielo es triste y desesperante buscarte y no encontrarte, al no poderte abrazar... es un llorar sin cesar!

_!Mamita!!! no llores. Ya no llores más por mi, vive la vida tranquila que quiero compartir contigo la alegría de vivir.
¿Cuidaras de tus sobrinas?

Tranquila mami !!! ... tranquila, que nada les pasara. Yo intercedo por todos y ahora desde este cielo yo los puedo acompañar, siempre tendrás mi consuelo.

_Intercede por el mundo, tu lo has visto como está? este mundo esta loco con guerras y terrorismo, con matanzas sin piedad.

_Yo le pido, le pido a Dios por todos sin mirar su identidad.

Como me duele el alma, cuando me alejo de ti. Solo quiero mi dulzura que allí donde estas te encuentres contenta y feliz sin sentir la soledad.

_Con ustedes siempre estoy, día y noche... noche y día, un beso grande mamita, y todo mi amor para ti, dale uno a mi papito y a mis hermanos también.

Hasta siempre mi Paolita, aquí seguiré esperando con la ilusión de verte cuando Dios me llame allí.

_Mil besos del corazón y mucha paz y consuelo es lo que deseo yo, y que no llores más por mi sabiendo que soy feliz.

Gracias mi Dios adorado por esta conversación, esto consuela mi alma y también mi soledad.

 

 

Visita y únete a nuestra comunidad
pinchando en la siguiente imagen.
Te esperamos !!!!