La vida nos trae muchos sinsabores. 

Cuando algo malo a ti te suceda,

nunca pienses  que fue voluntad de Dios.

Dios solo quiere para nosotros nuestro bienestar 

y nuestra felicidad,

Las cosas menos agradables que nos suceden, 

son el resultado de acciones equivocadas de nuestra 

parte y también falta de experiencia. 

Convierte el ambiente en que vives

 en huertos de  amor y perdón,

 para que mañana coseches frutos

 de  paz, alegría y felicidad.

 

 

 

 

Visita y únete a nuestra comunidad

pinchando en la siguiente imagen.

te esperamos !!!!